La Diferencia del Poder

Política y Feminismo

A la gente le gusta que le demuestren las cosas de manera empírica y contundente. Está bien, lo haré. Mi teoría: Las mujeres deben estar al mando. Cuando las mujeres dictan las políticas, éstas son más favorables a proteger a otras mujeres, a proteger a los niños, a los ancianos. Son más proclives a proteger el medio ambiente, a luchar contra la pobreza, a incrementar el presupuesto en favor de la educación y de otras políticas sociales. Son más compasivas con los migrantes y con los refugiados. Son más inclusivas, con otras comunidades raciales, indígenas, con la comunidad LGBTQ. Han sido ellas las que mejor han manejado la epidemia del COVID en sus países. Ella. Jacinta Ardern. La prueba de mi teoría. La práctica de la verdad.

Llegó al poder apoyada por hombres. Es comprensible. Ellos siempre han estado en el poder. Pero fueron progresistas. La eligieron a ella como jefe del Partido Laborista, no sin sus propios méritos. Ya era parlamentaria desde el año 2008. Cuando ganó sus primeras elecciones como Primera Ministra se encontraba embarazada. Tuvo oposición. Varios periodistas se preguntaron cómo iba a gobernar alguien que necesitara una licencia de maternidad. Los acallaron rápidamente. Lastimosamente, esto solo pasa en Nueva Zelanda.

Qué lejos está este país. Lejos en geografía y lejos en ideales. Nosotros por aquí, seguimos joviales porque las mujeres están en política, sí, y esto es mucho ya decir. Son adjuntas. Que palabrita tan engañosa y complaciente. Adjunto no es al mando. Adjunto es al lado. Y aquí entra Kamala Harris. La primera mujer Indo Americana en representar el cargo de Vicepresidente en su país. La primera, mas no la última como bien dice ella. Estamos borrachos de victoria. Cuando estemos sobrios debemos seguir atentos. Las funciones de Vicepresidente aunque conciliatorias no son de mucho poder. Es importante conciliar, claro. Conciliar. Acordar. Conceder. Que palabras tan femeninas. Dependemos de Joe Biden para que amplíe estas funciones y no deje a Kamala de objeto decorativo. Ella. Hillary Clinton. Elizabeth Warren. Las próximas candidatas a la Presidencia de Los Estados Unidos. Todavía falta pasar el ultimo obstáculo y el más difícil. El sexismo.

Y no. No creo que una mujer debe ser elegida al mando de un país sólo por ser mujer. Una mujer que se hace elegir con políticas de guerra, de continuación patriarcal, de religioso fanatismo no debe ser elegida al poder. Es hora ya de dar lugar a las políticas inclusivas y beneficiosas para toda la sociedad, las políticas femeninas. Es hora ya de dar rienda a la protección de las minorías que tanto han sido aplastadas para proteger el tan anhelado Estado de Derecho. Cuando alguien gobierna en una democracia debe hacerlo bien, de lo contrario debe dar lugar al que perdió para que demuestre si él, o ella, puede hacerlo mejor. Y así sucesivamente. Las Jacintas Ardern del mundo están esperando su turno.

Luz

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s